4 fáciles trucos para limpiar la casa luego de una cena familiar

Nov 21, 2017

Luego del tradicional festejo de Thanksgiving, es hasta casi un pecado pensar en lo que sigue… ¡La limpieza! Y es que por más ayuda que tengamos, el ajetreo que queda después hace que la celebración se convierta en pesadilla. Pero como decía mi mami, los platos sucios y un hogar con bulla sólo significa bendición: de tener con quien compartir, de poder llevarte a la boca un bocado y de pasar un rato alegre con tus seres queridos. Así que, como hay que reír para no llorar, te vamos a presentar cuatro fáciles trucos para limpiar tu casa luego una reunión gigante.

Arma un dream-team

Bien sea que la familia entera planee con anticipación –es decir, cada quien trae algo a la mesa, por ejemplo— o que seas la anfitriona, es importante que no rechaces cualquier ayuda. De hecho, de antemano deja las reglas claras. Quizás las mujeres de la familia pueden cocinar y los hombres se encargan de la limpieza, o pídele a tu esposo e hijos que colaboren, recuerda mamá, ¡tú también mereces un descanso!

Mantén el orden

Uno de los principales problemas que tenemos luego de una reunión en casa, es que tendemos a acumular los utensilios, bandejas y platos sucios. Creo que allí tu abuelita tenía razón –postergar, en este caso, hace que el caos sea más grande. Acostúmbrate a ir cocinando y lavando, desde que empiezas la preparación del primer platillo. Antes de servir el postre, ve limpiando a tu paso. Al final, tendrás menos que hacer y aunque terminarás cansada, es una excelente táctica para evitar la frustración.

Regálate un lujo, ¡de vez en cuando!

Antes de que nos digas un pero –déjanos explicarte las ventajas. Así como hay servicios que preparan y envían cada platillo que vayas a servir, existen otros tantos que se encargan de la limpieza. Basta con contratar a alguien un par de horas en sitios como Care.com o Maids.com que hacen el trabajo sucio –¡literalmente!— a precios asequibles. Asegúrate de preguntar el costo de antemano e inclúyelo en tu presupuesto de la cena. ¡Verás que te quitas un peso de encima!

¿Y si lo demás falla?

No olvides los viejos trucos bajo la manga. Simples tips como ponerle hasta tres bolsas en el canasto de basura (para hacer más rápido el cambio de las mismas y eliminar el mal olor de rastros de comida), colocarle papel aluminio a las bandejas para evitar pegotes o quemaduras, o quizás optar por platos y utensilios desechables (pero lindos o sofisticados, ¡hoy en día encuentras variedad que parecen reales!) y refractarios que vayan del horno a la mesa y luego al refrigerador, harán que la limpieza sea más sencilla y que se acumule menos sucio tras la celebración.

Leave A Comment